miércoles, 6 de febrero de 2013

El verbo y sus conjugaciones


 

¿Qué es el verbo?

En todas las oraciones hay una palabra que nos informa acerca de lo que hace, dice, piensa..., alguien. Es la palabra que nos indica la acción que realiza una persona, animal o cosa.
Ejemplos:
  • - Manuel se levanta temprano.
  • - Manuel desayuna leche con galletas.
  • - Manuel hace su cama.
  • - Manuel entra a su clase a las nueve y media.
  • - Manuel está cansado.
  • - Manuel cena a las nueve de la noche.
Todas las palabras marcadas son los verbos. Podemos comprobar que se trata en todo caso, de acciones o estados, que ocurren en un tiempo determinado.

Raíz y Desinencias

El verbo está formado por una raíz y una desinencia (lexema y morfema).

Raiz o lexema
La raíz o también llamado lexema es la parte de la forma verbal       que contiene el significado básico del verbo, es decir, es la parte que nos informa de la acción que ocurre. La raíz o lexema nos permite diferenciar entre vivir y morir o comer y beber (ya que las terminaciones son las misma en algunos verbos).
La raíz o lexema del verbo se obtiente quitando las terminaciones  -ar, -er- -ir al infinitivo de los verbos.
Ejemplo:
  • cant-ar
  • beb-er
  • escrib-ir

     Desinencias o morfemas
  • Las desinencias también llamadas morfemas, son las terminaciones que se añaden al lexema o raíz para construir las distintas fomas verbales.

    Las desinencias verbales o morfemas se obtienen al quitar el lexema o la raíz a una forma verbal.

    Ejemplo:
    • Cant-abamos
    • beb-eremos
    • escrib-o
      Las desinencias (morfemas) añaden significados gramaticales (llamados accidentes gramaticales), que nos dan una mayor información del verbo, como es el tiempo, modo, número y persona (más adelante haremos referencia cada uno de ellos, solo saber ahora que los accidentes gramaticales que se añaden al verbo, son los lexemas o  morfemas)

Conjugación

   Llamamos conjugación al conjunto de todas las formas de un verbo que resultan de la combinación de un lexema verbal con todos los morfemas verbales posibles.Los morfemas de los verbos españoles se clasifican en tres conjugaciones:
  • Primera conjugación: es la que está formada por todos los verbos cuyo infinitivo termina en -ar.   Por ejemplo: cantar, amar, saltar, soñar, pintar, etc.
  • Segunda conjugación: es la formada por todos los verbos terminados en -er.    Por ejemplo: comer, beber, temer, leer, correr, etc.
  • Tercera conjugación: pertenecen a ella todos los verbos terminados en -ir.
    Por ejemplo: vivir, partir, escribir, sentir, conducir, etc.

    Accidentes Gramaticales

    Se llaman así a los diferentes significados que aportan al verbo los morfemas.
    En el siguiente esquema se observan los distintos accidentes gramaticales que vamos a estudiar:

    Accidentes     Clases        Referencia              Ejemplos

    Número      Singular     Un solo sujeto      Tú estudiaste     
                      Plural        Varios sujetos    Vosotros estudiáis

                     Primera    Pesona(s) que habla        Yo escribo
    Persona       Segunda    Persona(s) que escucha     Tú lees
                     Tercera     De quien(es) se habla       Él lo sabe

                      Pasado       Ha ocurrido            Pintó la pared
    Tiempo     Presente     Está ocurriendo   Tu pintas la pared
                      Futuro    Que ocurrirá     Nosotros la pintaremos

               Indicativo     Hechos reales      Acertó una adivinanza
    Modo   Subjuntivo     Deseo, duda, etc          Ojalá venga
                Imperativo    Mandato, ruego, etc     Avisad vosotros
    Ahora puedes trabajarlos con esta actividades interactivas.